Campaña de chequeo anual de salud felina

Los gatos expertos en enmascarar enfermedades

Debido a su naturaleza cazadora, los gatos son expertos en enmascarar sus enfermedades, por lo que realizar un chequeo anual de salud felina es fundamental para detectar diferentes patologías, evitar complicaciones mayores o hacer diagnósticos en fases muy avanzadas.

Por otra parte, es un error pensar que los gatos al estar dentro de casa no necesitan acudir al veterinario. Según un estudio realizado por Veterinary Managament Studies (VMS), los gatos adultos que visitan periódicamente al veterinario al menos una vez al año viven más tiempo.

Signos de alerta y enfermedades más frecuentes

Los signos de alerta, por los que se debe consultar siempre a un experto son: cambios de peso, cualquier cambio de hábitos de vida, como maullar más, cambiar los sitios de descanso o levantar más arena al utilizar el arenero, que beba mayor cantidad de agua o necesidad de cambiar la arena con más frecuencia.

Las enfermedades más frecuentes que encontramos en los pacientes felinos son problemas endocrinos, diabetes mellitus e hipertiroidismo, enfermedad renal, pancreatitis crónica, colangitis y patologías intestinales, asma bronquial y cardiomiopatía hipertrófica.

Es recomendable que hagas un chequeo anual

La recomendación es realizar un chequeo anual de salud a todos los gatos vivan dentro o fuera de casa, y a partir de los 5 años este chequeo va acompañado de una analítica completa de orina y sangre y toma de presión arterial.

Los pacientes de más de 8 años además de las pruebas anteriores, se añade un marcador de enfermedades cardiacas (proBNP), niveles de tiroxina en sangre para diagnóstico de hipertiroidismo felino y en algunos casos determinación de lipasa pancreática especifica felina.

¿Te gustaría pedir cita para un chequeo de tu gato?

Chequeo Felino

¿Necesitas más información?

 

Índice